23/6/12

evocas la misericordia del frío
huyendo a nepal con poca ropa
dejando
que el invierno interminable te subraye
cicatrices que besar sobre tus hombros
porque sabes que no te dejarás ganar
en esta casa por el miedo,
y necesitas que te venzan, te destrocen,
te aseguren la manera justa de velar
durante días la miseria que acaricias con temblores.
tú, la invencible, amante, cuidadora, tú
herida en el centro del mundo,
erguida y derrotada
serás libre de las leyes a las que sola
te sometes por venganza y oirás
en la ladera templada con asombro
el nuevo nombre que ya guardas.

1 comentario:

Ave De Estinfalo dijo...

Magnífico!

^^

Saludos!