1/2/16

me quiero más que a ti
y desde aquí -sólo así-
puedo decir te quiero con la verdad.

27/1/16

a bea sánchez


vamos a decir de todo lo imposible
hágase. 
vamos a aferrar la luz y la belleza
con estas manos fuertes,
herederas,
que repiten, no se cansan,
que acarician
o trabajan o besan
con la misma intensidad del que se muere
apenas media hora después
de cada intermitente.
vamos a comernos la luz
-ya estamos llenas-
a tejer flores
en tu frente.
y cuando lleguen
los puntos suspensivos
diremos alto
se hizo.

26/1/16

en el temblor,
cuando todo se sacude
y nuestra cama
vira, repentina,
del sueño más intenso
a la vigilia,
con el traqueteo inquieto
de un terromoto
de 6,3 grados de intensidad
en la escala de Richter,
digo tu nombre
-una pregunta, una
promesa-
y no necesito
tocarte más
que con mi voz alerta
16 segundos interminables
según los periódicos
de madrugada
para saber que el mundo
no va a acabarse
-sobre nosotros-
todavía

11/1/16

el café de por las tardes



El café de por las tardes es un nuevo poemario imprimible que preparé antes de Navidad. Siempre sueño con poemarios de papel, poemarios de doblar y desdoblar, de guardar en un bolsillo o dejar en un libro, de imprimir y regalar, de convertir en objetos pequeños y frágiles, perecederos. Esta vez quise dar un paso más y me decidí a incluir ilustraciones a color, dibujos sencillos que me hicieron pasar muy buenas tardes. Después jugué a las editoriales, maquetando como buenamente podía, investigando. Este es el resultado. 
Es un poemario pensado para ser impreso en un A3, en un folio normal se vería muy muy chiquitito. ¡Así que si lo queréis os toca ir a la copistería de vuestro barrio! 





31/10/15

te condecoro bajo la nube, en la siesta, en el té de por la tarde, amor que ganas mil batallas cotidianas

20/10/15

a veces las cosas pasan demasiado rápido,
mucho más rápido de lo que nos gustaría:
lluve
y no teníamos intención de coger paraguas,
o hace sol 
y el jersey nos asfixia inútilmente.
deseamos lo que había de llegar y llega
cuando menos lo esperamos, cuando ya no 
había nada que esperar.
y seguimos soñando que no, 
que nada ha pasado, 
que aún existe la lucha,
que la batalla conoce nuestro nombre secreto. 
a veces las cosas pasan demasiado rápido
y despierto contigo, casada contigo, 
libre ya de lo que era, 
enorme, aunque la noche dijese que no.
entonces me estiro y parpadeo, 
agarrada a ti, evaporando el tiempo
(el antes y el vendrá) para florecerme,
continua primavera en el diluvio.  

30/9/15

bordo tu nombre con hilo amarillo
en una tela de flores
mientras avanza la tarde.
punto a punto
te hago
te construyo
te contengo.


1/7/15

abrazo el café, te abrazo:
de puerta abierta, de valle
ancho, de manantial que canta.
hay templo en esta casa
y somos nosotros.

30/6/15

mis defectos pesan
como todos,
hieren
como todos.
resplandecen.
soy una simple mortal:
vivo
y con el tiempo
perfecciono.

pero morir
moriré
imperfecta
-gracias a dios-.

22/6/15



última parrafada de la seño de lengua
prepárate:
el mundo va a decirte
apuesta alto,
lucha con todo lo que tengas,
aspira siempre a más,
no pienses en los otros
piensa en ti,
sé fuerte, grande, inteligente,
apto (rico),
date prisa.
por eso yo te digo:
para,
piensa, juzga, critica
-pero no como critica el que sabe
que conoce la verdad,
sino como lo hace el que siempre
está dispuesto a aprender
algo nuevo de su día-,
se amable,
paciente, dulce, bueno.
se bueno
aunque ya no se lleve,
aunque parezca una palabra
gastada y manida,
se bueno con todos,
se bueno contigo.
no renuncies a la bondad.
en un mundo que grita,
regresa a la caricia, al beso,
a la ternura
y cuando te digan
prepárate
responde alto

“estoy preparado para amar”.

17/6/15

deseo escribir,
como ellos
desean vacaciones
mientras coloreamos casas
de pueblos de papel,
inventamos historias,
o leemos poesía
con el sol en alto
y la brisa leve
llegando desde el mar
que nos observa.
deseo escribir,
abandonar mis dedos,
recitar el café tan lentamente
que pueda deshacerme
con las letras,
encontrarme
ser de nuevo yo,
con mi limpieza.

15/6/15

BÄRENWIRT
¡qué forma irreverente
de hacernos el amor en esta mesa,
de acercar a los labios
la sopa templada, el pan,
la crema
de calabaza, el strudel
de manzana tibia con canela!
¡qué falta de pudor
mirarnos tanto
a cada cucharada,
a cada plato nuevo que nos plantan
justo en medio de los dos!
te estoy tocando
en el bocado
que ahora doy, que tú
estás dando.