30/6/12

es irónico. estoy sentada aquí escuchando una canción que despereza al viento. las cortinas bailan tempestuosas pero el calor no se apiada de mi cuerpo. el tiempo ha quedado detenido y yo me sigo moviendo a través de los siglos, impermeable. contemplo la destrucción de las generaciones en mi propio cuerpo, sé que estuve al borde de la muerte en interminables batallas sin sentido por el rictus de mis labios. y, aún así, hoy triunfo sobre los ciclos porque aún pertenezco al mundo y voy a construirme y deconstruirme mientras que tenga un espacio donde dormir, un hueco donde anidar, un silencio en el que hacerme muda. nadie puso nombre a la belleza y permanece, dándole sentido al ritmo cándido del universo.  

2 comentarios:

.A dijo...

aun quedan demasiadas batallas que ganar

andesea dijo...

Perretes